Avda. Barón de Cárcer, 40 - 4º - 8ª - 46001 - Valencia email: dracirbian@saludablemente.eu Teléfonos Cita Previa 96 394 38 62 - 656 42 68 37

Trastorno bipolar


Síntomas-del-trastorno-bipolar-2-300x183El trastorno bipolar es un trastorno del estado de ánimo en el que se alternan episodios depresivos con otros de excesiva euforia.

Los episodios eufóricos o manía condicionan una sensación de gran vitalidad. La persona que presenta este trastorno está convencida de que puede hacer cualquier cosa que se proponga y trata de hacer numerosas actividades pero no se concentra porque su atención está dispersa. También tiene problemas para controlar sus impulsos y puede llegar a realizar actos temerarios como realizar compras imprevistas y caras. En la persona que está sufriendo un episodio maniaco, se reducen las necesidades de sueño, no se siente cansada y puede hacer cambios de muebles en plena noche o realizar viajes innecesarios  conduciendo sin cansarse. Al aumentar su deseo sexual, puede tener relaciones sexuales que no son su patrón de conducta habitual.

Cuando termina el episodio maníaco su vida puede haberse convertido en un verdadero caos. Tal vez ha dejado a su pareja, ha perdido el trabajo, ha contraído deudas importantes, ha perdido a sus amigos, y se siente avergonzada y culpable por haber hecho cosas que jamás haría en un estado normal.

La hipomanía es un estado mucho más leve que la manía pero de las mismas características.

Durante los episodios depresivos aparece lentitud en el pensamiento, falta de ilusión, tristeza, pesimismo y la necesidad de huir de los demás y refugiarse en la cama.

El trastorno bipolar suele comenzar casi siempre con una depresión. A veces hay varios episodios depresivos antes de que se produzca un episodio maníaco así como estados de normalidad entre un episodio y otro.

Stephen_Fry_1414948c

El actor británico Stephen Fry confesó en una entrevista: “soy la víctima de mis propios cambios de humor y estoy condicionado a medicarme para evitar llegar al punto del suicido”, explicó el actor. Al hablar con normalidad de su salud mental Fry está ayudando a borrar “la vergüenza” que sienten las personas afectadas, así como el “tabú” que hay alrededor de este tipo de enfermedades.

Debemos tratar los problemas mentales de la misma forma que tratamos los físicos y hablar de ellos de forma abierta y sin ningún tipo de discriminación hacia las personas que los padecen.